5 Señales que te indican perdida de tensión en correa del alternador

La correa del alternador es un componente cuya finalidad es la de transmitir energía cinética en forma de rotación, desde una polea del motor ubicada en el extremo de su cigüeñal, a la polea del alternador.

Algunos vehículos funcionan con correa serpentina y otros con correa en V también llamada correa trapezoidal. Sin embargo, adicional a su diseño, también son diferentes en términos de funcionalidad.

Veamos de qué se trata dicha diferencia y porque razón es importante conocerla.

En el caso de una correa serpentina, además del alternador esta mueve otros periféricos adicionales como la bomba de agua, la bomba de aceite, el compresor de aire acondicionado etc.

Por lo tanto, el desajuste o rompimiento de una correa serpentina ocasiona la falla de otros sistemas del vehículo que dependen de dichos periféricos como son, la lubricación y refrigeración del motor, y el aire acondicionado.

Si tu coche cuenta con una correa serpentina, te recomiendo darle un vistazo a: Síntomas de una correa serpentina desgastada, rota o floja.

Por otro lado, si tu coche tiene una correa trapezoidal (generalmente motores antiguos) te darás cuenta que esta transmite movimiento rotatorio a un dispositivo a la vez (en la mayoría de los casos). Esto significa que el alternador tiene una correa dedicada que transmite la rotación desde la polea del cigüeñal, a la polea de este periférico y nada más.

Cuando este tipo de correa se afloja o se rompe suelen presentarse ciertas fallas cuya relevancia depende de la vida útil de la correa, el alternador y demás componentes involucrados.

Veamos de qué se tratan dichos síntomas y cuáles son las acciones que deberías desarrollar en cada una de ellas.

Pero antes, déjame decirte algo sobre…

Cuánto dura la correa del alternador

Esta quizá es la primer y más importante pregunta que debes hacerte antes de evaluar cualquier síntoma.

Muchos fabricantes definen la duración de la correa por kilometraje. Sin embargo, como es un componente fabricado en caucho o materiales similares, también es conveniente determinar un límite de tiempo.

Dicho esto, en países donde cae nieve, una correa en V que mueve el alternador debe cambiarse a los 80.000 km y en países ecuatoriales a los 100.000 km. En términos de tiempo, cada 3 a 4 años respectivamente. Lo que primero suceda.

Así pues, si la correa de alternador se encuentra en este rango de tiempo o kilometraje, es buena idea cambiarla antes de realizar cualquier ajuste.

Te puede interesar: cuánto dura la correa serpentina

En ese mismo orden de ideas, si tu coche tiene más de ocho años de uso y no le has realizado ningún tipo de mantenimiento al alternador, te recomiendo analizar otras variables para descartar daños en dicho componente. Si ese es tu caso, échale un vistazo a los siguientes temas:

Síntomas que indican ruptura o desajuste en la correa del alternador

La correa del alternador es una pieza que funciona permanentemente mientras el motor de tu coche esté encendido, y debido a la naturaleza de su diseño, material y ubicación, es un componente que puede deteriorarse con relativa facilidad.

Lo ideal, es revisar visualmente la correa en cada cambio de aceite y reemplazarla de inmediato en caso de encontrar grietas o cortes.

Ten en cuenta que, a pesar de su sencillez, una falla en la correa de servicio es algo que te puede varar seriamente o, en otras palabras, dejarte botado en la mitad de la nada, eso sin mencionar los potenciales daños que puede causar cuando se rompe o se suelta.

Dicho esto, adelante analizaremos en orden de relevancia, las 5 señales más comunes que podrían indicar el desajuste o la ruptura de la correa del alternador:

Luz indicadora de la batería encendida con el motor en marcha

Luz del alternador floja en un volkswagen 1954

Si todo anda bien, la luz de la batería se apaga después de prender el motor. Esto sucede porque en ese momento el regulador se activa para enviar electricidad desde el alternador, en lugar de usar energía de la batería.

Si la luz indicadora de la batería no se apaga, significa que el alternador no está generando electricidad, algo que sucede por fallas propias del alternador o porque la correa de servicio está rota o completamente suelta.

La acción a seguir en este caso, es apagar el motor y verificar el estado de la correa. Si la correa está bien, entonces es problema del alternador o alguno de sus componentes.

Ruido como chillido de caucho sobre metal

Ruido como chillido de caucho sobre metal

El chillido que ocurre cuando el caucho se desliza por una pieza metálica es bastante característico y es el indicador más relevante de una correa floja.

Lo que debes hacer dependerá del modelo de tu vehículo y del sistema disponible para tensionar la correa.

Por lo general, las correas trapezoidales se pueden ajustar en la misma polea del alternador que, al cerrarse incrementa ligeramente su diámetro tensionando de esta manera la correa.

Relacionado: Causas comunes del ruido de la correa del alternador

El vehículo se detiene repentinamente con la batería totalmente agotada

Ruido como chillido de caucho sobre metal

En ocasiones, la correa del alternador puede zafarse o reventarse cuando el vehículo está en marcha.

Lo más probable es que si vas en carretera o pendiente del tráfico en la ciudad, no te percates que la luz indicadora de la batería se ha encendido.

Así que, el coche funcionará hasta que las bujías y los sistemas eléctricos agoten la batería, momento en el cual el vehículo se detiene por completo.

En este caso, solo te resta orar porque te encuentres cerca de un taller o almacén de repuestos donde puedas conseguir una correa de servicio.

Relacionado: Cuanto dura una batería de auto sin alternador

Vibración excesiva de la correa cuando el motor está en marcha

Ruido como chillido de caucho sobre metal

Cuando inspecciones visualmente la correa del alternador, fíjate que esta no vibre demasiado cuando el motor se encuentra en ralentí.

Por regla general la correa no debe vibrar más de 1 cm. Si lo hace, lo que debes hacer es tensionar la correa o cambiarla.

Baja intensidad o parpadeo de luces

Baja intensidad o parpadeo de luces

Este es un síntoma que puede estar o no relacionado con la correa del alternador y es uno de los menos relevantes. Sin embargo, es algo que no debes ignorar sobre todo si vas en carretera.

Por lo general, el parpadeo o la baja intensidad de las luces se debe a daños en algún componente eléctrico relacionado con las luces, con el mismo alternador y en última instancia con la correa de servicio.

Si esto te sucede, oríllate y verifica de inmediato que la correa no se haya reventado o soltado.

Relacionado: Causas comunes del ruido de la correa del alternador

Cuánto cuesta el cambio de la correa del alternador

El costo de reemplazo de una correa trapezoidal para el alternador suele estar entre €30 a €150 incluyendo la mano de obra. En esencia, eso depende de la complejidad con la que se tenga que enfrentar el mecánico. La buena noticia es que entre más viejo es el coche más fácil es el cambio.

Por otro lado, el costo de repuesto oscila entre €20 a €50, dependiendo de la marca, el modelo de tu coche y la disponibilidad. Recuerda, que algunas correas en V son relativamente escasas sobre todo las que se usan en coches que sobrepasan los 20 años de antigüedad.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.GOOGLE

ACEPTAR
Aviso de cookies
You cannot copy content of this page